Es neoplasia que daña el tejido estructural de la sangre, eliminando los glóbulos rojos y las plaquetas, que son células vitales dentro de la estructura del torrente sanguíneo.

 

Cuando el cáncer está en su etapa inicial y las manifestaciones son de desmayo, sangrado nasal, palidez, es posible revertir el problema en 60 días; cuando ya ingresa a una etapa más severa y hay problemas fuertes de hemoglobina, es necesario la transfusión de sangre y la práctica de una terapia especial para recuperar la capsula foliar actúa, regulando el tejido sanguíneo; en esta etapa el tratamiento es de 90 días, con un reforzamiento de 30 días más; también en esta etapa, es posible la curación de la leucemia, haciendo un trasplanté de médula, pero a un costo muy alto, asimismo la terapia debe ir acompañada por una dieta alimenticia muy especial.

Cáncer a la sangre

Si el cáncer ingresa a una etapa terminal, con manchas oscuras muy pronunciadas, pero el paciente aún puede ingerir sus alimentos y tomar sus medicamentos, la medicina se administrará con mayor frecuencia en el tiempo, acompañado de una dieta alimenticia especial, transfusión de sangre adicional para mantener el nivel de la hemoglobina, en este caso el tratamiento es de 180 días, tiempo en que el enfermo ya estará rehabilitado; y pasado este tiempo se recomienda continuar administrándose el medicamento, por 2 años más, pero en intervalos de 6 meses, sólo por 30 días, en dosis y tiempos normales; esta medida se adopta para asegurar que la enfermedad no se repita más.